NOTICIAS | ARTICULOS | ENTREVISTAS | FOTOS | Y DEMAS | [Tocopilla, Chile.]



LA VERDAD SOBRE EL PILLO COORDINADOR DE LA RECONSTRUCCIÓN


E-mail this post



Remember me (?)



All personal information that you provide here will be governed by the Privacy Policy of Blogger.com. More...



REALIZAMOS UNA PEQUEÑA INVESTIGACIÓN Y QUEDAMOS CON LA BOCA ABIERTA: ¡EL GOBIERNO ENVIÓ A TOCOPILLA, CON UN BUEN SUELDO, A UN TIPO QUE ES CONSIDERADO UN PELIGRO PÚBLICO EN TODO EL PAÍS! EL “CAPO” HERNÁN ORTEGA ES MÁS CHANTA QUE MOYANO...

Como si no tuviéramos suficiente con los payasos y mentirosos de Tocopilla, el gobierno de la concertación –en una más de sus torpezas- nos envía a la ciudad a Don Hernán Ortega, flamante Coordinador de la Reconstrucción, personaje célebre de la política nacional, con un currículum de película.
En nuestra edición escrita, que circula en kioscos, cometimos un error y confundimos a este señor con el hermano de Eugenio Ortega, esposo de Carmen Frei. Así, creímos erradamente que este personaje era parte del Clan Frei que se toma la ciudad (Doña Javiera Blanco también es parte de este grupito, no olvidemos que es nuera de la ex senadora). Por lo tanto, quisiéramos excusarnos por el alcance de apellido… En todo caso, lo más importante no es si es pariente o no de los Frei… lo preocupante es su currículum… Aquí se los mostramos…

Dos semanas antes de que llegara a nuestra zona habíamos recibido la llamada de alerta desde la capital: “Prepárense, les mandaron a un chanta profesional”.
Y desde el municipio de Maipú, su último “trabajo”, llegó el famoso Hernán Ortega.
La Prensa de Tocopilla lo calificó como el “capo”… Y podríamos decir que por primera vez el diario local dice algo cierto… Porque este compadre es un verdadero capo italiano…
Son los propios diarios y páginas web de Maipú los que advierten sobre la partida de Ortega a Tocopilla… como para que nos preparemos…

SUS INICIOS…

Para Camilo Montalbán, periodista de la web de Maipú http://www.radioeme.cl/, Hernán Ortega destaca por su Don “de ubicuidad, su cancha, su temperamento a toda prueba, su oportunismo, su discurso embriagador”.
La historia de este señor nos obliga a remontarnos a la época de la Unidad Popular, cuando el Presidente Salvador Allende avanzaba en su proyecto de cambios profundos de nuestra sociedad. Corría 1973 y Hernán Ortega destacaba como uno de los más altos dirigentes de los trabajadores del Cordón Industrial Cerrillos.
Ortega tenía un discurso sumamente revolucionario y llegó a ser presidente de la coordinadora de cordones de Santiago. El hombre estaba llamado a desempeñar una función de resistencia popular al golpe de estado.
Según versiones recogidas por el reportero Camilo Montalbán, e incluso conversada con algunos estudiantes tesistas de la Universidad Arcis, Ortega, junto a otros dirigentes era el encargado de coordinar esta tarea, asignar funciones y distribuir elementos para la defensa.
Pero nada de ello ocurrió…
“Hernán Ortega no apareció y se asiló en la Embajada de Canadá. Incluso más, algunos maldicientes agregaron a esta versión que al momento de asilarse llevaba consigo otros recursos, por decirlo de manera suave”, afirma en una columna Camilo Montalbán.
Es decir, según esta versión, Hernán Ortega dejó botados a sus propios trabajadores, a quienes lideraba… mientras otros entregaron su vida defendiendo a los suyos y a la democracia…
Según Nicolás Aravena, director del periódico “La Voz de Maipú”, en esta pasada intervino el Partido Socialista (del cual es militante Ortega).
“Y quien fuera un convencido de que el pueblo se debía tomar el poder, echó pie atrás. Hernán Ortega, secundado por el PS decide intervenir con el fin de detener las tomas. ¿La razón? Uno de los fundos que se querían tomar era de la familia Pérez Yoma, un miembro de la DC ligado a las FF.AA, y familiar de Pérez Zujoviz, también ex DC”, comenta Aravena en un reciente artículo.
En tanto, en el libro de D. Mujica se redondea la idea de esta manera:
“Hernán Ortega, como vimos, planteaba la importancia de los Cordones. Y ahora se encontraba deteniendo una movilización que pudo haberse convertido –de haber sido correctamente dirigida e impulsada- en un gran movimiento que fortaleciera la unidad de los sectores populares bajo la dirección de los Cordones”.

DE VUELTA EN CHILE…

Según la web http://www.radioeme.cl/ “Ortega en el exilio habría estudiado administración, pero no hay constancia y verificación sobre la calidad de sus estudios”.
Así, vuelve a Chile y ya en “democracia”, trabaja en el Municipio de Santiago, siendo alcalde el DC Jaime Ravinet, “con el cual tejió una gran amistad y una efectiva red de contactos”, según Camilo Montalbán.
“Se habría hecho famoso porque “limpió” el centro de Santiago. Siempre relataba a sus más cercanos, que lo escuchaban extasiados, que sacó a los ciegos y otras especies del centro de Santiago”, agrega el periodista en una columna.
Se fue Ravinet de la muni de Santiago y Ortega hizo lo que acostumbra: salió corriendo a vender la pomada a otra comuna.
Y llegó a Alto Hospicio... con el mismo discurso de que venía a construir la ciudad, a levantar un programa estrella… Y vendiendo ilusiones engatusó a la gente.
Montalbán afirma que en la primera región “comenzó a realizar un gran programa de trabajo, no exento de polémica. Quien revisa la prensa de la época en esa comuna podrá leer sabrosas crónicas sobre el paso de Hernán por allá”.
Tras vender la pomada unos años, se aprovechó de la situación y se presentó como candidato a alcalde por Alto Hospicio el muy patudo. Afortunadamente no ganó y salió tercero. Y volvió a partir…
En cada oportunidad que tiene, Ortega menciona –orgulloso- su paso por Alto Hospicio… sin importarle que allá no tienen muy buenos recuerdos de él.
La siguiente comuna elegida fue Maipú… Allí fue recomendado por su amigo y empresario, el ex alcalde DC Jaime Ravinet.
“Y llegó al municipio maupucino con un nivel de renta no despreciable, alrededor de $ 2.400.000 mensuales, sin contar “pitos y flautas””, afirma Montalbán.
Y agrega:
“Se dijo que su cargo era de Seguridad Ciudadana. Luego que era “coordinador de espacios públicos”, una especie de todo terreno burocrático. “Se mete en todo” cuchicheaban muchos funcionarios de carrera. Era un funcionario a honorarios y mandaba cual más. Solución para ello, comenzó a formar equipos de trabajo y redes de protección. Incorporó a un señor Ricardo Dechen (o Dechent), con un sueldo sobredimensionado y con estudios desconocidos. Personaje proveniente de Concepción, comenzó a conocer las áreas verdes de Maipú. Declaró en una radio comunal que iba averiguar cuantas plazas había en Maipú. “Flor de jefe” de áreas verdes”.
Y finaliza con esta reflexión:
“¿Cuál fue la gestión de este alto funcionario? ¿Maipú progresó en cuanto a seguridad ciudadana? Si tuviéramos que hacer un cálculo entre la inversión en recurso humano que hizo la Municipalidad de Maipú al contratar a Hernán Ortega y los resultados objetivos de su gestión ,pienso que el resultado es desalentador. El erario municipal invirtió, al menos, unos 90 millones de pesos en honorarios y viáticos de este señor durante el período contratado, recursos financieros con los cuales se podrían haber construído unas 20 casetas de seguridad ciudadana o, en su defecto haber contratado unos 20 funcionarios de seguridad ciudadana”.

POBRE TOCOPILLA

Como si todos nuestros males fueran poco, se nos deja caer un tipo como Hernán Ortega, un vendedor de pomada profesional.
Según Radio Eme de Maipú, Hernán Ortega fue llamado por el ex-ministro del Interior, Belisario Velasco, para desempeñar un alto cargo en Tocopilla relacionado con la reconstrucción. Es decir, el x jefe de gabinete DC nos envió de regalo, antes de partir, a este personaje de película. Y Michelle Bachelet, para seguir metiendo las patas, acepta la recomendación y nos manda a Orteguita.
Según reconoce una fuente cercana al municipio de Maipú, Hernán Ortega “sale en La Batalla de Chile haciendo un discurso incendiario… era el jefe del Cordón Cerrillos Maipú y el 11 de septiembre no llegó a su puesto con los obreros… Muchos de ellos fueron masacrados. Él se fue exiliado sin que le tocaran un pelo… Quienes nos relacionamos con él sabemos que trabaja con una manga de secuaces (gomas de él), que son caca humana. Hay un tipo que es amigo de este, que también trabajó aquí en Maipú y que se llama Ricardo Dechent… Bueno, este gallo es la peor persona que yo he conocido en mi vida… Moyano es una alpargata al lado de estos huevones, porque son refinados y cuenta cuentos”, concluye.

REFLEXIÓN

¿Por qué el gobierno sigue metiendo las patas y nos manda a este tipo de la capital a ganar platita con la desgracia de los tocopillanos y a vender la pomada, apoyado por un equipo de trabajo, un computador y un data show? ¿Cuánto nos cuesta mantener a este señor? ¿3 millones, 4 millones? ¿Cuál es el “negocio” detrás de toda esta maraña de redes políticas? ¿Acaso creen que los tocopillanos somos estúpidos?
Aquí está expuesta la verdad de Don Hernán Ortega. Para que usted lo sepa cuando lo vaya a visitar a su población o campamento… No lo decimos nosotros, lo dicen en la capital y en todo Chile: “Adiós Maipú, Tocopilla tiembla”.


0 Responses to “LA VERDAD SOBRE EL PILLO COORDINADOR DE LA RECONSTRUCCIÓN”

Leave a Reply

      Convert to boldConvert to italicConvert to link

 



ATOM 0.3